Aprende a pasar el testigo

¿Tienes hijos en la empresa? ¿Están a la altura? Aprende a pasar el testigo en el legado familiar.

Otro problema corriente es que tus hijos/as, sí estén trabajando en tu empresa, y entonces tienes que saber si son o no, dignos sustitutos tuyos.

El mejor formato es cuando has conseguido que trabajen durante dos o tres años en otra empresa antes de incorporarse a la tuya.

Se tienen que haber preocupado de aprender gestión empresarial, y, a ser posible, haber trabajado en una empresa que tenga merecida fama de estar bien gestionada.

Que sepan “lo que vale un peine”.

Siempre me ha gustado esta expresión.

Cuando vuelvan al seno familiar, no les nombres directores generales de nada.

Intenta que empiecen a la altura de donde estaban, en la empresa en la que estuvieron currando antes de volver a la tuya.

No les privilegies de ninguna manera.

Hazles sudar la camiseta, pero siempre siendo ecuánime.

Un error que se comete muchas veces es,

  • como es mi hijo, le puteo para que sepa…sí, lo que vale un peine”.

Puedes conseguir el efecto contrario y que odie trabajar contigo.

¡Muy mal!

Tiene que ganarse los galones, pero todos saben que es tu hijo/a, y que está llamado a sustituirte con el tiempo.

No exageres tu dureza y dedícale el tiempo necesario para que aprenda bien, quién es quién en la empresa, que áreas crees que se pueden mejorar.

Lo ideal es que pueda centrarse en un proyecto, en el que pueda asumir, desde el inicio, la responsabilidad total.

Ayúdale a conseguir el equipo que necesita para triunfar.

Al fin y al cabo, es tu hijo/a y quieres que lo haga bien.

Trátale como al mejor de tus empleados.

Para que, en conjunto con el resto de tus empleados, sigan desarrollando una cultura empresarial en donde cada empleado se siente escuchado, valorado y respetado.

Otros artículos relacionados:

¿A tu hijo/a no le interesa?

No te saludan ni por la calle. ¿Salud, dinero o amor?

Dinero o vacaciones ¿Qué prefieres? Endomarketing

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos relacionados

Crecer comprando otras empresas

Crecer comprando otras empresas

Hay una forma de expandir de manera rápida la base de clientes y las capacidades tecnológicas… Que en ciertos ámbitos está de moda. El objetivo es crecer comprando otras empresas. "Crecer de manera incremental comprando empresas de tu sector o incluso de sectores...

Toca apretar el culo. Las prisas no son buenas consejeras

Toca apretar el culo. Las prisas no son buenas consejeras

Como dice la frase “las prisas no son buenas consejeras”. No sé quién lo dijo por primera vez, pero tenía más razón que un santo. Nos pasaba en la universidad, que dejabas hasta el último día estudiar para el examen. Te pasaba en la discoteca, que apurabas minutos...

rodolfo-carpintier-cardom-logo

Email

rodolfo@rodolfocarpintier.com

© 2024 Cardom Digital S.L. by Rodolfo Carpintier